jueves, 12 de marzo de 2015

Rescate de senderistas en el Alto Pas

      Desde la Asociación mediante este Blog, queremos rescatar este importante artículo de un compañero Agente Forestal-Medioambiental TAMN de la Comarca Forestal 8 Cuenca del río Pas, y a través de él por un lado divulgar dos de las tareas que realizamos como son: informar y orientar a los ciudadanos en todas las materias relativas al uso, disfrute y conservación del medio natural así como auxiliar en caso de accidente. Y por otro lado y más importante, transmitir a los usuarios la necesidad de realizar actividades mínimamente preparados, no sólo ellos sino cada actividad previamente.



El pasado 6 de octubre dos senderistas que se encontraban llevando a cabo una ruta, sufrieron un percance que les hizo pedir ayuda al 112. La ruta, ubicada en Vega de Pas, y más concretamente en el valle de Pandillo, a los pies de Castro Valnera y dentro de los terrenos del LIC Montaña Oriental, consistía en un recorrido circular señalizado como sendero de Pequeño Recorrido, y que iniciaron subiendo por la margen derecha del río Ruyemas, para retornar por la margen izquierda, siguiendo los indicadores existentes. Con las explicaciones de los senderistas, que era la primera vez que visitaban Cantabria, se desplazó a la zona una ambulancia y un equipo de rescate del 112, que siguiendo las indicaciones, comenzaron la ruta en el mismo sentido que los accidentados. Viendo que el tiempo pasaba y no se encontraba a los montañeros, desde el 112 se pusieron en contacto con la Dirección General de Montes y con un TAMN (guarda) presente en la zona, que tras hablar con los accidentados, con la somera descripción del recorrido que habían hecho, les ubicó al final de la ruta circular, sólo a unos 500 metros de los vehículos. Mientras tanto, el equipo de rescate, al no conocer el terreno, fue por el camino más largo, 10 kilómetros de senderos embarrados con la camilla y todo su equipo a cuestas. El TAMN y el personal de la ambulancia enseguida llegaron al lugar donde se encontraban los senderistas, lo que sirvió para tranquilizar, hacer una primera evaluación de las lesiones y proporcionar abrigo a la persona accidentada, aunque no podía bajar por su propio pie y hubo que esperar  a que los rescatadores completaran el circuito para poder bajar, ya de noche, el corto tramo que quedaba hasta la ambulancia, que trasladó al herido al hospital de Sierrallana, tras cerca de cinco horas de espera. Afortunadamente, en este caso el excesivo tiempo dedicado al rescate, no supuso mayores molestias que el entumecimiento por el frío, pero la rapidez en estas situaciones puede ser básica para no empeorar las cosas.
Entre las principales funciones de los TAMN o AMN figuran las de participar en rescates de personas ya que por nuestro trabajo, generalmente somos buenos conocedores de las comarcas donde nos movemos, por lo que para agilizar este tipo de operaciones, donde la rapidez y la seguridad son fundamentales, creo que sería positivo contar con el asesoramiento de los servidores públicos que mejor conocen, sobre el terreno, el medio natural de la región. Por ello, sería bueno potenciar, desarrollar y asegurar unos protocolos de colaboración entre otros servicios de emergencias y protección civil de Cantabria, y la Dirección General de Montes y Conservación de la Naturaleza, para que los Agentes puedan aportar sus conocimientos desde el inicio del rescate, evitando que se repitan situaciones como la relatada anteriormente.




No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada